X

Reunión de amigos: cómo ser un buen anfitrión

Los mejores trucos para ser un buen anfitrión.

Sé la anfitriona perfecta

 

 

Sigue estos consejos para asegurarte de que la noche transcurra sin problemas:

Fija la fecha para tu ocasión especial y avisa a tus invitados al menos tres semanas antes. Cuando confirmen su asistencia, pregúntales si tienen alguna restricción alimenticia.

 


A medida que llegan, asegúrate de recibir personalmente a cada uno de los invitados y ofréceles una bebida. También puedes servir pequeños aperitivos.
Compra o confecciona tarjetas personalizadas para asegurarte de que cada persona se siente en el lugar correcto. También puedes tener un menú sobre la mesa para dar a tus invitados algo de qué hablar en cuanto estén sentados, pero esto no es indispensable.
Es preferible usar servilletas de tela; guarda tus servilletas de papel para ocasiones menos formales.
Además de estar a cargo de las bebidas, la comida, los cubiertos, de servir y despejar la mesa, también es tu trabajo asegurarte de que tus invitados estén cómodos y la pasen bien.
Ofrece café al terminar de comer o un poco más tarde. Asegúrate de agradecer a todos y de despedirte cuando se vayan. 

 

 

Dónde sentar a tus invitados

Esto puede ser un verdadero dilema para una anfitriona. No hay nada peor que los silencios incómodos o las discusiones acaloradas alrededor de la mesa. Para asegurarte de que la conversación fluya, piensa en las personas que invitaste y trata de decidir qué tipo de personalidad tienen y cuáles son sus intereses. Trata de acomodarlos de manera que queden cerca de alguien con intereses en común, como la profesión o algún pasatiempo. ¿Tienen hijos de edades similares o son solteros? ¿Se agradan mutuamente o no?