X

Maserati Quattroporte 2017

Maserati Quattroporte 2017, se actualiza el sedán italiano Un exterior renovado, más refinamiento y nuevos elementos de alta tecnología interior

Maserati presenta la actualización del Quattroporte, vehículo considerado como el buque insignia de la marca y del cual en esta nueva generación ofrecerá las líneas Gran Lusso y Gran Sport. La primera, hace mayor énfasis en la personalización y el lujo, mientras que la línea Gran Sport apostará por un diseño más deportivo y llamativo.

 

 

En cuanto a diseño exterior, la parrilla delantera, una característica típica de Maserati, evoluciona a una nueva forma de inspiración tomada del concepto Alfieri que ya ha aparecido en el Levante. Con esta renovación, se quiere mostrar un vehículo más imponente, al introducir nuevos elementos de cromo verticales que contrastan con la profundidad del efecto de nariz de tiburón.

Otros detalles distintivos del nuevo Quattroporte son los faldones laterales negro mate y los espejos exteriores, que han sido ligeramente rediseñados para incorporar nuevos elementos técnicos. Un obturador de aire eléctricamente ajustable también ha sido colocado en la parrilla delantera, entre las rejillas de ventilación y el radiador del motor, para proporcionar un óptimo control de temperatura de los fluidos del motor. El nuevo diseño exterior permite una mejora de 10% en la aerodinámica del vehículo, contribuyendo también en la reducción del consumo de combustible en alrededor del 3%, durante la conducción en carretera.

 

 

A nivel mecánico el italiano mantiene con una amplia gama de motores entre las que destaca el Quattroporte GTS, accionado por 523 hp y 524 libras-pie de torque del V8 twin-turbo de 3.8 litros. Este bloque hecho por Ferrari es capaz de mover el automóvil a 310 km/h, pero antes puede lograr los 100 km/h  4.6 segundos.

También está disponible con V6 twin-turbo de 3.0 litros –también Ferrari- con 404 hp y 406 libras-pie de par motor. Aquí la capacidad de aceleración en el 0 a 100 km/h es de 4.8 segundos con tracción trasera y de 4.9 segundos en la variante con tracción total -Quattroporte S-. Ambas motorizaciones están equipadas con la transmisión automática ZF de ocho velocidades.